Razones para instalar rejas en pisos de Madrid

A la hora de buscar un sitio en el que vivir, sea solicitando una hipoteca o de alquiler, para muchas personas la poca seguridad del piso candidato es un problema importante. Si por ejemplo se trata de un primero de fácil acceso, eso nos puede generar mucha inseguridad, más aún en ciudades grandes como Madrid. No es que la capital sea insegura, pero sí es verdad que en grandes urbes con gran concentración de población los problemas se pueden multiplicar, incluyendo robos o entradas no deseadas en nuestro hogar.

Sin embargo, rechazar un piso asequible, más aún en la actualidad, cuando disponer de un techo es esencial para protegernos de la pandemia del coronavirus, puede que no sea la mejor idea del mundo. La solución más lógica es invertir a corto o medio plazo en la instalación de rejas en Madrid, es decir, protección de seguridad para nuestras ventanas. Junto con el refuerzo de la cerradura de la puerta de entrada, esta medida debería ser la básica para sentirnos seguros en pisos que no son muy elevados. Eso, o terrazas de aluminio en Madrid, la solución para segundos o terceros pisos muy bajos que dispongan de balcones al aire libre.

Sin embargo, para muchas personas instalar rejas en Madrid puede suponer un problema a nivel de salud mental. Puede causar claustrofobia o ansiedad la idea de sentirnos encerrados en nuestra propia casa. Pero las rejas, además de ser seguras, son también positivas a nivel estética. A menudo son de colores claros, lo que reduce esa sensación de «cárcel» que temen muchas personas, y el diseño es lo bastante fino como para que podamos ver a través de ellas, es decir, a través de la ventana, y recibir del exterior suficiente luz solar.

Además, eventualmente nos acostumbraremos a su presencia, pues las personas sabemos adaptarnos a cada espacio y a sus peculiaridades especiales. A lo que tal vez no nos adaptemos tan bien sea a la incertidumbre constante respecto a si alguien entrará en casa. Llegados a este punto, es evidente cuál es la decisión más positiva para nuestro bienestar personal.